Donceles 66: refugio del movimiento cultural mexicano.

Hace poco menos de quinientos años los españoles que venían a poblar la denominada Nueva España trazaron el plano de la ciudad que habría de ocupar el lugar de la antigua y majestuosa Tenochtitlan. Copiaron el modelo urbano de su madre patria y construyeron palacios, templos, casas y negocios sobre una cuadrícula dividida por las calles que hoy forman el Centro Histórico de la Ciudad de México. Una de ellas, a la que antes de 1910 se le conoció con los nombres de Chavarría, Montealegre, Cordobanes y la Puerta Falsa de San Andrés, sigue siendo hoy paseo obligatorio para turistas culturales y hogar de Donceles66diversos negocios que mantienen eternamente viva la esencia del complicado fantasma de nuestra historia. Actualmente a este recorrido por nuestro pasado se le llama Donceles.

Ahí, sobre una de las cuadras que adornan esta vía histórica con bellos edificios coloniales, templos barrocos y leyendas de amores y demonios, descansa una vieja casona con dos plantas y un agradable patio central. Portando con orgullo el número 66, la que fue sede de la Academia Mexicana de la Lengua, hoy es refugio para artistas y escritores que en su obra expresan la voz de nuestro tiempo.

La casa cultural Donceles 66, cuyo atinado slogan es encuentro y conversación, es un espacio abierto a la comunidad y una constante invitación para que todos los creadores persistan en su labor. Y, aunque sus bellas puertas de madera maciza están abiertas para cualquiera que las toque, las personas que administran este palacio de cultura han dado lugar preferencial a los jóvenes con el fin de que hagan de éste su foro y escaparate de expresión.

Al entrar al recinto nos recibe una pintoresca librería que flanquea la puerta de acceso, y si nos aventuramos en las entrañas del ancestral edificio nos encontraremos un delicioso restaurante de pizzas artesanales que ocupa casi todo el espacio del patio central. Subiendo las magníficas escaleras de piedra Donceles66 1que coquetean a los visitantes desde el fondo de la casona, veremos exposiciones itinerantes que adornan los viejos muros de los pasillos y mezclan la sobria belleza de lo antiguo con las vibrantes explosiones del arte contemporáneo, creando así un manjar visual.

El piso superior, donde sucede la mayor parte de la magia que ocupa a los incansables guardianes del lugar, está dominado por amplios salones que se utilizan para diversas actividades. En estas salas de piso de duela y altos techos se dan lugar exposiciones pictóricas, talleres, tertulias, y otros eventos culturales, como la presentación de Viridiana, el primer libro de Daniel Losan.

Te invitamos a que nos acompañes en esta fiesta literaria, la cual sucederá el jueves 19 de mayo a las 19:00 en la magnífica casa cultural a la que se dedicó esta publicación. Será una velada muy divertida e interesante en la que habrá sorpresas que no te querrás perder. Confirma tu asistencia escribiéndonos por este medio.

Si deseas saber más sobre la casa cultural Donceles 66 puedes visitar su página de internet, en la cual encontrarás su calendario de actividades, información sobre sus publicaciones, un poco de su historia y más. También puedes seguirlos a través de sus redes sociales, aunque estamos convencidos de que la mejor manera de conocer esta joya de la CDMX es visitarla personalmente.

Por Mariana Viramontes